Actualidad || HLA

Contacto

Español

Hemos detectado que tu navegador está desactualizado, por favor intenta acceder de nuevo desde un navegador actual.

Google Chrome
Mozilla Firefox
Safari
Microsoft Edge

Tu pisada nos revela qué lesión debes prevenir

09-07-2018

• HLA Sport del Hospital San Carlos aplica la última tecnología para medir los ángulos que forman la pierna y el pie respecto al suelo.

• Fascitis plantar, periostitis o rodilla del corredor son algunas lesiones que se previenen al analizar la técnica de la carrera. 

Tanto si lo estás pensando, como si ya practicas running y tienes previsto participar en alguna de las múltiples citas para corredores convocadas para este verano, es muy importante que conozcas la principal diferencia entre andar y correr. “Durante la carrera existe una fase de vuelo y esto implica que todas las articulaciones del cuerpo van a trabajar con diferentes rangos de movilidad para absorber el impacto, más amplios que al andar, y aumenta proporcionalmente a la velocidad”, explica Adela Álvarez, la podóloga de HLA Sport, de la Unidad de Medicina Deportiva de Hospital San Carlos de Denia.

 Y es que, si no existe una buena alineación articular o un correcto método de trabajo, el impacto repetitivo en la práctica de este deporte puede desencadenar en una importante lesión. Por ello, “es imprescindible el análisis de la técnica del deportista para que los profesionales podamos detectar y tratar cualquier error y así evitar, o resolver, las posibles patologías derivadas” comenta Álvarez, y apostilla que “una técnica adecuada aporta otros beneficios al corredor como una mayor eficacia del gesto deportivo y mayor economía de movimiento en cada zancada, por lo que habrá menos gasto energético, un impulso superior y, en definitiva, más confort durante la práctica deportiva”.

El equipo multidisciplinar de profesionales de HLA Sport, trabaja de forma conjunta para hacer una “exploración global que mejore la técnica de carrera de los pacientes, mediante diferentes procedimientos diagnósticos como la valoración músculo-esquelética en camilla y en bipedestación (de pie), con el uso de podoscopio, el análisis en plataforma de presiones y de la técnica en cinta de correr”, detalla la podóloga y comenta que “en esta última grabamos al paciente con cámaras de captación rápida y, con la ayuda de un moderno software, podemos medir los ángulos del pie y de la pierna respecto al suelo”.

Durante el estudio realizado al runner por la unidad HLA Sport de San Carlos, “valoraremos las diferentes fases de la carrera desde una visión sagital (precontacto, contacto inicial, máxima absorción, oscilación inicial y oscilación media), posterior y anterior. La visión sagital del deportista se hace de cuerpo entero, aunque también podemos obtener imágenes de los pies únicamente como en la visión anterior y posterior”. Con la información obtenida, los profesionales procederán a valorar y efectuar las indicaciones necesarias para modificar la técnica del corredor.

De este análisis, pueden surgir diagnósticos de patologías tan habituales de oír en la crónica deportiva cotidiana como la periostitis tibial, el síndrome de la cintilla iliotibial, también llamada rodilla del corredor o la fascitis plantar. La profesional de HLA San Carlos ofrece como ejemplo la fascitis que, “para su tratamiento o para evitar padecer esta lesión, una de las acciones sugeridas por nuestro equipo al paciente es la modificación del contacto inicial para lo que además se recomienda normalmente el uso de plantillas personalizadas y sesiones de fisioterapeuta”.

Tras el análisis de la carrera y aplicando los ejercicios específicos recomendados a los pacientes por los especialistas de la Unidad de Medicina Deportiva, “la técnica deportiva siempre se mejora, pero especialmente, les ayudamos a evitar lesiones, a correr más cómodos, ahorrar energía, mejorar marcas y evitar que los músculos se sobrecarguen”, concluye Adela Álvarez.